Arroz con conejo, receta de la abuela

tiempo de preparacion 5-65 min
numero de comensales Fácil
numero de comensales 4 personas
numero de comensales 70 min
numero de comensales Cocina tradicional
coste estimado 10 €
Calorías por 100g: 538 kcal

¿Alguna vez has deseado revivir esos momentos en los que los sabores caseros te transportaban a tiempos más simples y llenos de calidez? En Arroz SOS comprendemos el valor de las recetas tradicionales que pasan de generación en generación. Por eso, queremos compartir contigo el secreto para preparar un arroz con conejo que parece sacado del recetario de la abuela.

Este plato es un festín para el paladar y una experiencia que reconforta el alma. Te invitamos a descubrir cómo el arroz, ingrediente estrella de nuestra cocina, puede convertirse en el elemento perfecto para una obra maestra culinaria. ¡Vamos a cocinar!

Ingredientes

Elaboración

  • Comenzamos dorando el conejo

  • Para preparar un delicioso arroz con conejo, receta de la abuela, comenzamos dorando el conejo en aceite caliente para sellar los sabores y asegurar una carne tierna. Este proceso, que puede llevar unos 30 minutos, es crucial para desarrollar una base rica en sabor que impregnará todo el plato. Asegúrate de mover el conejo frecuentemente para que se dore de manera uniforme por todos los lados. Una vez listo, reserva la carne.

    Dorar el conejo

  • El sofrito, la base del plato

  • En la misma sartén donde hemos dorado el conejo, preparamos un sofrito con cebolla, ajo, pimientos, la zanahoria y tomate rallado, añadiendo ñora y pimentón para dar un toque extra de sabor al plato. A continuación, agregamos el vino, y reducimos hasta que se evapore el alcohol. Por último, incorporamos un par de hojas de laurel y romero.

    Hacer el sofrito

  • Cocinamos el arroz

  • Seguidamente, incorporamos el arroz al sofrito, removiendo bien para que cada grano se impregne de todos los sabores. Añadimos el caldo de carne caliente, para conseguir la textura del arroz que buscamos, y el azafrán -previamente infusionado-, que añadirá color y aroma. Y ahora es clave ajustar la sal, hacemos balance de los sabores, y dejamos cocinar el arroz durante 15-17 minutos.

    Cocinar el arroz

  • Volvemos a incorporar la carne ¡y a disfrutar!

  • Unos minutos después de que el arroz empiece a cocer, añadimos el conejo al guiso, para que el arroz se cocine lentamente en el caldo y absorba los sabores del sofrito, la carne y las especias.

    Finalmente, dejamos reposar el arroz con conejo, receta de la abuela. Este paso es esencial para que los sabores se asienten y el arroz adquiera la textura deseada. Y ya lo tenemos, nuestro arroz está listo para comer.

    Volver a incorporar la carne y a disfrutar

Conclusión

El arroz con conejo, que evoca los sabores de las comidas familiares de antaño, es un viaje al corazón de nuestras tradiciones. Este plato, arraigado en la memoria colectiva, es una expresión de amor, de recuerdos compartidos y de la transmisión de saberes de generación en generación.

Lograrlo requiere más que seguir una receta; demanda dedicación, la voluntad de experimentar y, sobre todo, paciencia para que los sabores se desarrollen plenamente. Es un recordatorio de que, en la cocina -como en la vida-, los mejores resultados a menudo provienen de la inversión de tiempo, combinada con esfuerzo y pasión. ¿Te atreves a preparar este plato?