Arroz caldoso con cangrejos de río

tiempo de preparacion 15'-35' min
numero de comensales 4 personas
numero de comensales 50' min
numero de comensales Española
Calorías por 100g: 792 kcal

Ingredientes

Elaboración

  • ¿Estás listo parar preparar este delicioso arroz con ese sabor tan peculiar que le dan los cangrejos de río? Como siempre, comenzamos por reunir todos los ingredientes, para tener todo a mano y agilizar el proceso, una vez que nos pongamos manos a la obra. Después, pelamos y picamos muy menuda la cebolla, limpiamos los pimientos y los troceamos.

    Pelamos y picamos la cebolla

  • Luego ponemos en una cazuela unas 5 cucharadas de aceite de oliva. Una vez que esté caliente, doramos los pimientos y los retiramos.

  • Después, agregamos a la cazuela con aceite la cebolla, la guindilla y los dientes de ajo pelados y picados.

  • Cuando termine de dorar esta mezcla, la regamos con el vino, lo dejamos evaporar y le agregamos el tomate frito.

  • Después, añadimos los cangrejos bien limpios, rehogamos y regamos con el caldo caliente, y sazonamos.

  • Cuando rompa a hervir, añadimos el arroz  SOS especial caldosos y, transcurridos 15 minutos, los pimientos y el cebollino fresco picado. Apagamos y lo dejamos reposar durante 3 minutos.

    Añadimos los cangrejos bien limpios

  • Servimos y espolvoreamos con más cebollino fresco picado y ¡Ya podemos saborear este delicioso arroz caldoso con cangrejos de río!

Si quieres preparar una receta para una ocasión especial, que tenga todo el sabor, que sea fácil de elaborar y más ajustada a tu bolsillo que un arroz con bogavante caldoso, te proponemos esta receta de arroz caldoso con cangrejos de río. Delicioso y original, una propuesta genial para esos días donde nos apetece un buen plato calentito con todo el sabor del mar. ¡Demuestra tus dotes como chef!

Maridaje y recomendaciones

Para cocinar este arroz caldoso con cangrejos de río vas a necesitar un caldo de pescado. Puedes comprarlo hecho o puedes preparar el caldo casero tú mismocon un poco de pescado de roca, cabeza de rape o merluza, apio, puerro, zanahoria, cebolla y perejil. Delicioso y con un gran valor nutritivo, este plato conseguirá encandilar a tus invitados. ¿Crees que no puedes ser más original en la cocina? Esta es tu oportunidad de demostrar que aún puede seguir innovando.

Esta receta de arroz caldoso con cangrejos de río se hace siempre con un toque picante, pero dependiendo de si a tus comensales les gusta más o menos picante la comida, puedes añadir alguna guindilla más. Por último, el cebollino, con su sabor tan particular, también ligeramente picante, va a poner el broche de oro a esta receta de arroz caldoso con cangrejos de río. Y, si prefieres el toque fresco, añade un poco de perejil y suaviza tu plato.

Marida con un buen vino blanco

Y si ya quieres ponerle a este plato la guinda final, prueba a maridar con un vino blanco, que intensifique el sabor del marisco y de un toque de acidez a este menú de lujo. ¡Ten en cuenta todos los detalles para triunfar con esta receta tan sencilla!

Trucos y curiosidades

Cangrejos de río

El cangrejo de río es común en muchos ríos cuyas aguas no son excesivamente frías y se come en todo el mundo. Su aspecto es como un bogavante en versión mini. Tiene un sabor excelente y al cocinarlo adquiere un color rojizo que lo hace muy atractivo en el plato. Al no ser de gran tamaño, tiene poca carne, por lo que te recomendamos que calcules un mínimo de 3 cangrejos por ración.

El cangrejo rojo americano

¿Sabías que el cangrejo rojo de río que consumimos actualmente en España no es el autóctono? Si fuiste niño en los 70 o antes, probablemente recuerdes comer un cangrejo con un color y sabor ligeramente más intenso. Pues, bien, ese cangrejo era el europeo, que según un estudio del CSIC fue introducido en la Península ibérica en la época de Felipe II, procedente de la vecina Italia.  

Pero ¿por qué ya no consumimos el cangrejo autóctono? A finales de los 70, se introdujo en España el cangrejo rojo americano (Procambarus clarkii), con el objetivo de repoblar los ríos con la ayuda de esta especie. Sin embargo, esta solución tuvo un efecto adverso, que fue el surgimiento de una pandemia mortal de afanomicosis, provocada por un hongo traído por el cangrejo americano, llevando a la especie europea al peligro de extinción. Por lo tanto, actualmente, en España solo está autorizado el consumo del cangrejo americano con fines gastronómicos. 

La guindilla

Aparte de ser la perdición de los amantes del picante, la guindilla es ideal para la salud. Rica en vitaminas A, C y en hierro, es genial para cuidar nuestra salud. Eso sí, utiliza la medida justa, ya que el picor no es algo que todos soporten. Recuerda retirarla de tu plato antes de servir para no comerla por error.

Esta especia surgió en América, donde es un ingrediente fundamental de varias gastronomías locales, utilizada como condimento para proporcionar un sabor picante a las comidas. La colonización de esta zona geográfica permitió su extensión por el mundo y, actualmente, forma parte de las especias culinarias más utilizadas en países como España o Italia. 

De algunas variedades se pueden cultivar guindillas durante todo el año, y se trata de una planta muy productiva, que permite obtener hasta tres cosechas anuales. En la zona mediterránea, es habitual sembrarla en mayo para comenzar a recolectarla un poco antes del inicio del otoño y hasta bien entrado el invierno, pero en otras regiones se recolecta incluso desde finales de mayo hasta septiembre.